Inicio » Lecturas » Leído ~ Drácula, el no muerto

Leído ~ Drácula, el no muerto

La curiosidad, la facilidad de localización y la tecnología recientemente adquirida se han aliado para inducirme a la lectura de éste libro, que probablemente no se habría producido de no arrejuntarse todo ello.

Ahora que los chupasangres están de moda, qué menos que recuperar al más célebre de todos ellos para vender ejemplares como churros. Pero claro, el nombre del personaje por sí solo igual no es empujón suficiente, mejor pillar por banda al sobrino bisnieto del escritor original para que aparezca en portada como coautor y así igual ganamos más euros…

Aprovechando los personajes supervivientes de la novela original de StokerIan Holt nos cuenta una batallita de sobre cómo habría continuado la vida de todos ellos. Porque pocos somos los que dudamos que el noventa y cien por cien de la novela pertenece a éste estudioso de la obra original, y un nada por cien para el descendiente del escritor original.

Y a la situación de ésos personajes unos añetes después se le añaden los típicos personajes históricos que vivieron en la época en la que se desarrolla la historia (el mismo Stoker o Jack el Destripador y el elenco policial que le perseguía) y un par o tres personajes nuevos, para así crear una trama de giros argumentales, supuestas sorpresas y engaños al lector.

Lo malo es cuando ya estás bastante leído, y resulta que muchas de las cosas que suceden las ves venir unas cuantas decenas de páginas antes de que ocurran. La previsibilidad sobre los acontecimientos fue una de las sensaciones que me acompañaron durante su lectura. Eso sí, hay que reconocer que la lectura es amena y rápida. Muy rápida. Se lee en un plis.

En cuanto a la historia en sí, nos encontramos al hijo de Mina y Johnathan Harker envuelto en una trama en la que parece que Jack el Destripador ha vuelto a aparecer en Londres 25 años después de su último crimen y la suposición de que el mal realmente no murió y puede estar rondándole.

Y es que una pequeña e insignificante falta en la novela original sobre cómo se termina con Drácula es aprovechada por los autores para justificar su supuesto retorno.

En cuanto a estructura, la novela está narrada como cualquier libro. Desaparece ése género epistolar que predominaba en la novela original. En cuanto a personajes, pues porque nos dicen que son ellos, porque poco o nada tienen que ver con sus contrapartidas de la novela original. Pero, claro, la excusa de que han pasado unos añetes y el tiempo ha hecho mella en ellos cambiándoles el carácter les sirve para justificarse.

Pero no seamos totalmente negativistas. Hay que reconocerles a los autores el malabarismo realizado para que los acontecimientos del libro original puedan ser mirados desde otro punto de vista más acorde con la historia que ahora quieren contarnos, incluso recontando acontecimientos que dábamos por supuestos con unas pequeñas variaciones.

Pues eso, que devorada rápidamente en mi ebook no me ha parecido mala del todo, pero si me hubiese gastado los leros en su edición en papel me habría sentido estafado.

Acerca de Nacho

Previo: Seguimos con la FNAC
Siguiente: Leído ~ Precuelas de Hielo y Fuego

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos marcados son obligatorios *

*