Inicio » Lecturas » Leído y Re~leído: Pequeño Spirou

Leído y Re~leído: Pequeño Spirou

Hagamos una retrospectiva temporal. Estamos en los primeros noventa, y en el actualmente llorado y desaparecido Pequeño País aparecía semanalmente una página de humor protagonizada por un jovencísimo Spirou y sus compañeros de colegio. Nada sabía yo entonces del álbum de La infancia de Spirou de Tome y Janry que había dado pie a la creación de la joven encarnación del personaje, y aún estaba a un par de años de distancia de comprar de golpe y porrazo toda la colección del personaje en su versión adulta, pero aquellas historietas de una sola página me gustaban. Y mucho.

Al poco tiempo, en una de mis visitas a la librería para hacer compras pijameras descubrí el primero de los tomos que sacó Ediciones B recopilando ésas tiras. Bueno, eso creía yo, que era cosa de ellos, cuando en realidad es una traducción de los álbumes originales y lo que hacían en El Pequeño País era desmembrarlos página a página.

Y tomito a tomito me fui comprando la colección. Hasta que llegó el saló de Barcelona del año 94, en el que la pareja de autores venían como invitados. ¿Resultado? Que me compré unos cuantos Spirous y los cuatro primeros Pequeños Spirous de nuevo y me los llevé a casa cargaditos de dibujetes y firmas. ¿Cuatro? Pues sí, iba con mi hermano y nos dedicaron uno a cada uno cada autor.

Aquí mismo os pongo el par de tomos dedicados a un servidor. Vamos a jugar a algo bastante complicado. Uno lo firma Tome y el otro Janry. Los dos hacen un dibujo además de firmar. ¿Quien es el dibujante habitual y quien el guionista?

firmas0firmas1

Y como otra curiosidad, resulta que con ellos iba Stephane de Becker, el colorista habitual, que también me hizo un dibujo chiquitín al pie de ésta dedicatoria que me hicieron en el albúm de Spirou y Fantasio en Moscú:

firmas2

La cuestión es que la cosa avanzaba perfectamente hasta el séptimo tomo, momento en el que la publicación se interrumpió.

Pasaron los años y en septiembre de 2006 Kraken anunció que tenía los derechos y que iba a publicar la serie. ¡Bien! Pero lo iba a hacer desde el primer número ¡Caca!

Bueno, caca para mí, para los que no tenían el inencontrable material anterior supongo que sería una alegría.

Así que me han tocado tres añetes de paciencia hasta que al final ha aparecido publicado el octavo tomo, primero inédito para mí. Si bien con la historia introductoria me he llevado un pequeño despago al no entretenerme demasiado, la cosa ha cambiado en cuanto he comenzado a leer los gags de una página. Ha sido como reencontrarse con un viejo amigo al que hacía años que no veías. He tenido una sonrisa de atontao durante toda su lectura, alternada con alguna risotada y un par de ocasiones de verdadero ataque de risa con espasmos de tos incluídos. ¿Qué queréis que os diga? Me lo he pasado muy bien. Tanto que le he metido una releída a los tomos anteriores.

Sólo hay una cosa que me da miedito: al final del tomo anuncia los siguientes álbumes y se llega hasta el 12. Pero allende nuestras fronteras van por el catorceavo. No irán a volver a dejarnos colgados… ¿verdad?

Acerca de Nacho

Previo: Re~leído: Hellblazer de Paul Jenkins
Siguiente: Re~leído: Hellblazer de Ennis (2)

5 Comentarios

  1. Este Pequeño Spirou es muy GRANDE, y las risas que me echo a cada nuevo tomo no tienen precio. Y con respecto a lo de los doce tomos y los catorce franceses…pues ni idea chavalote, habrá que esperar a ver que pasa.
    Saludetes,
    Sergio

  2. Pues sí, habrá que ver qué ocurre.

  3. Yo no tengo todos, de hecho creo que sólo tengo tres (Aparte de las páginas del pequeño país que comentas), pero qué risas 😀 Para mi de lo mejorcito en humor que hay (Y en dibujo)

    Saludetes ;P

  4. En efecto, Yogur. De hecho ésos gags mudos de cuando Spirou era un bebé en pañales son sublimes.

  5. hola que tal.

    Apañero nacho, lo primero, aregle usted sus problemas informaticos, que me aburro en el curro sin gtalkeo…

    Y lo segundo, como tantas otras cosas, me deshice de los pocos pequeño spirou que tenía, y esta en la lista de compras pendientes esa especie de caja que han sacado…

    Un abrazo

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos marcados son obligatorios *

*