Inicio » Marvel » Thor de Estra… Strax… ¡Extrawhisky!

Thor de Estra… Strax… ¡Extrawhisky!

Pocas (o ninguna) peticiones he recibido hasta ahora sobre algún tema a tratar. Ayer Cap dijo en los comentarios que debería hablar de la etapa de Thor del escritor de pronunciación rara y complicada escritura, así que allá vamos.
Primero que nada, el ricitos de oro (no comprendo por qué lo llamaban así si nunca ha tenido bucles en su melena) siempre me ha gustado. Lo compré desde los inicios de Forum. Lo seguí en su errático deambular, como cuando hacia el final de la etapa de Simonson se mudó a un Two-in-one con el capi ameritoste, la insufrible etapa de los dioses perdidos, o la reconversión a tomos en la etapa Jurguens. Si contamos que he abarcado cronológicamente desde la BM del personaje hasta el 9 de la actual colección, creo que puedo decir que he leído casi todo del personaje (seguro que no, por eso lo del ‘casi’).
En Thor siempre hemos tenido dos tipos de historias: las superheróicas y las mitológicas. A mí me tiran más las segundas. El problema está en que parece que siempre estamos leyendo lo mismo: huy, huy, huy que viene el Ragnarock; se mueren los dioses y luego vuelven. Un amigo mío me comentó una vez que Thor sería una buena serie “tolkienizable”, por la cantidad de monstruos y seres mágicos que existen en todas las mitologías. Puede que tenga razón.
Bueno, a centrarse. Iba a comentar la actual etapa del Sr. Extrawhisky. Es lenta. Pero lenta, lenta, lenta. Lenta de cojones. Han pasado nueve números y sólo ocurre una cosa en cada uno. Aviso que puedo espoliear algo.
En el primero Thor vuelve. En el segundo vuelve Asgard. En el tercero se ahostia con Iron man y vuelve Heimdall. En el cuarto vuelven los tres guerreros. En el quinto Balder y Loki. En el sexto el resto de dioses que faltaban. En el siete Thor habla con Odin. En el ocho aparece Sif. Y en el nueve Balder se va de cacería.
Vale, parece que lo he resumido mucho. Pues no, la verdad es que poco más ocurre. Hay alguna pinceladilla por ahí, la interacción entre humanos y dioses, pero poco más. Lo que pasa es que Coipel hace un gran trabajo en el dibujo, sustituido sólo en el 7 y 8 por Djurdjevic (he tenido que copiar para escribirlo bien) pero no se le echa en falta porque el sustituto lo hace igual o mejor que el titular.
Y, a pesar de que igual doy la sensación de lo contrario, la serie me está gustando mucho. Vamos despacico pero parece que Extrawhisky tiene un destino definido en el horizonte al que quiere llegar, ya sea a 120 km/h o a 30 km/h como lo viene haciendo hasta ahora. Así que ya saben: ponte el cinturón, protege tu vida, tu seguridad es lo importante. Y disfruten del paisaje, que tiempo para mirarlo tienen de sobra. Cuando lleguemos al final veremos si merece más la pena el viaje que el destino…

Saludos!

Acerca de Nacho

Previo: Vistiendo a Tony Stark
Siguiente: Programa doble Marvel

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos marcados son obligatorios *

*